domingo, mayo 22, 2011

Spanish revolution

Supongo que a estas hora todo el mundo está enterado de las manifestaciones organizadas por ¡Democracia Real Ya! en varias ciudades  de España el pasado 15 de mayo, con un éxito sorprendente, que ha derivado en la toma de plazas en más de 160 ciudades, con réplicas incluso en otras del resto del mundo.

Parece un movimiento espontáneo, extendido gracias a las redes sociales; pero hay infinidad de versiones que buscan un origen interesado; por un motivo principal: los parecidos con las movilizaciones del día de reflexión y votación en las elecciones generales inmediatamente posteriores al atentado del 11 de marzo de 2004 en Madrid, que llevaron a los socialistas al poder, cuando todos los pronósticos indicaban una victoria del gobierno popular.

Porque sucede que hoy es día de elecciones en España, municipales y autonómicas, con el pronóstico de una debacle de los socialistas en el poder, en favor de los populares; una especie de plebiscito que apuntaría a las elecciones generales del año que viene. Es decir, los socialista se veían perdedores salvo que "pasara algo"; en 2004 fueron las bombas terroristas y las movilizaciones vía sms, al calor del ambiente "NO a la guerra" de Irak, hoy serían las acampadas en plazas y la asambleas vía twitter, también en el día de reflexión y de unas elecciones.

Al margen de teorías conspirativas, está claro que el movimiento del 15 de mayo ha caído en terreno abonado; acudiendo al ejemplo del libro de Stéphane Hessel, ¡Indignaos!, los indignados españoles son muchos y con sobrados motivos: la clase política es uno de los grandes problemas del país, la crisis ha llevado a cinco millones de personas al paro, el paro joven es galopante, la politización de las instituciones es indisimulada, los privilegios del sector financiero son vergonzosos, la partitocracia es irritante... Así se percibe y así se está denunciando alto y claro.

Las asambleas están cuidando mucho mantenerse abiertas e inclusivas, sobre unos mínimos que son su carácter asindicalista, apartidista y arreligioso; sin banderas ni liderazgo de organizaciones; pacifista, creativo, asambleario; de comunicación y coordinación permanente; en mi blog he ido haciendo algunas apreciaciones -muy personales- al hilo de mis visitas a la de Granada.

La base gira alrededor de un manifiesto que se ha ido concretando y completando en estas asambleas, y aquí van apareciendo, lógicamente, los problemas, porque no está claro cómo se lograran algunas propuestas, y porque otras ya no van a ser tan fácilmente compartidas por los "indignados" ciudadanos.

¿Cómo evolucionará?, ¿en qué quedará?, ¿qué conseguirá? Pienso que está siendo un aldabonazo en la conciencia política de muchos españoles, un factor de movilización ante la apatía de tantos, un aviso a la clase dirigente, y esto ya es mucho. ¿Servirá para algo más? ¿caerá en manos de corrientes ideológicas afines por estética y modos? Veremos.


Fotos tomadas por mí esta mañana, 11:00, en la Plaza del Carmen (Ayuntamiento) de Granada, lugar de las asambleas locales.

16 comentarios:

Marta Salazar dijo...

gracias x tu artículo;

yo diría -con la ciencia política- que proviene más bien de las revoluciones árabes. En cuanto a su forma, a sus inicios, su contenido de exigencias y al intento de ser una protesta pacífica y que supera el ámbito de uno u otro bando político ;)

Lo que no me gusta es que, desestablizar a Espana, un país que está a punto de caer económicamente -siguiendo los pasos de Grecia y Portugal- y con ello, desestabilizar a la zona euro, es algo muy peligroso...

Y no sé qué grado de protesta en contra de las medidas de austeridad se esconca detrás de ellas...

Saludos y espero que nos sigas contando ;)

cambiaelmundo dijo...

No cabe duda de que las revueltas árabes han podido influir, por lo menos en su éxito y desarrollo. No parece tanto un efecto de la crisis económica como un hartazgo con el sistema, en concreto con los políticos y sindicatos -cosa que viene de lejos- y el descarado rescate de bancos y cajas de ahorro.
Con cinco millones de parados, muchísimos jóvenes, y las instituciones de siempre acartonadas, ya era raro que no pasara nada.
Sin embargo, por ahora no tengo la impresión de que esto pueda desestabilizar nada. Es más importante, probablemente, lo que esté pasando con el recuento de votos de ahora mismo.

hugo dijo...

yo no estoy tan seguro que lo sucedido en el mundo árabe haya tenido que ver: los que allí se rebelaron contra las autocracias querían una democracia representativa , mientras que en el caso español, desde la distancia, me parece percibir una reacción contra la democracia representativa para volver a una democracia directa, lo que se me presenta muy similar a la reacción argentina de fines de 2001 con su "que se vayan todos" (los políticos) y la génesis -por breve tiempo- de asambleas populares, luego de lo cual volvieron, y lo peor, se quedaron todos hasta el momento...

Marta Salazar dijo...

querido Hugo, indudablemente tienes razón, hay un intento de democracia plebiscitaria en las revueltas espanolas...

evidentemente que también nos recuerda al "que se vayan todos argentino" de aquel entonces... Y se fue alguien?

no sé si leíste que la misma BBC y además, amigos míos espanoles, compararon la Puerta del sol con la Pza. Tahir ;)

Welt tituló la semana pasada: "la revolució árabe, ahora en espanol"

y otros cientistas políticos dicen que lo que Sarkozy no cumplió con su alianza del Mediterráneo (unir a los pueblos del Club Med), lo logra ahora, la "revolución árabe" ;)

saludos!

hugo dijo...

COMO EN ARGENTINA EN 2001, EN ESPAÑA MARTA PARECE QUE NO SE FUE NADIE, TENIENDO EN CUENTA QUE, POR EJEMPLO, EL VOTO EN BLANCO FUE DE SOLO EL 2,5%...

cambiaelmundo dijo...

Por ahora, los "indignados" insisten en reformar el sistema, no en abolirlo; precisamente porque piensan que la democracia representativa se ha ido corrompiendo hasta dejar de serlo verdaderamente ("lo llaman democracia y no loes" es uno de sus lemas).
Que todo acabe en nada, aparentemente, es una posibilidad; pero cierta labor de concienciación política creo que ya está sembrada; en las elecciones de ayer votó más gente que en las de hace 4 años, y los votos en blanco llegaron a 1/2 millón.
La crisis económica ha provocado el movimiento, como en Egipto, en Argentina o en muchos otros sitios; pero el mar de fondo viene por el descrédito de los políticos.

hugo dijo...

¿pero cambia como se entiende que en ese contexto haya ganado el partido de los banqueros y de los empresarios?

cambiaelmundo dijo...

La explicación no es sencilla y lo que voy a hacer es un simple comentario, Hugo.

El PP no es el partido de los banqueros y de los empresarios; por lo menos no más que casi todos los demás partidos, puesto que digan lo que digan, en cuanto tocan poder entran en el sistema sin remilgos.

En España hay un consenso básico muy amplio sobre el sistema; hay malestar general por algunos abusos y deseos de algunas reformas -no siempre fáciles de concretar-; pero para cambiar las cosas seguimos prefiriendo votar, y es lo que hemos hecho.

El malestar más extendido es el de la mala gestión de la crisis por el gobierno, es más, porque el gobierno ha mentido negando la crisis durante mucho tiempo.

En general, aquí se percibe que el PP es mucho mejor gestor de la economía y ahora necesitamos trabajar y comer, no tanto libertades y utopías.

Además, tenemos muchos otros temas importantes, como el terrorismo, la definición de la estructura de Estado, las leyes que invaden la vida familiar y social más privada, etc., que también influyen.

Las asambleas de las plazas son un aldabonazo para la reflexión; pero la inmensa mayoría sigue considerando la democracia representativa el menos malo de los sistemas y el más práctico. El movimiento asambleario, por mucho ruido que arme y por interesante que sea, no deja de ser muy minoritario y no se le acaba de ver salida, al menos por ahora.

Basta seguir sus asambleas para darse cuenta de que hay mucho hablar que no acaba de llegar a ninguna parte (también, al menos, por ahora), y eso cansa. En parte es lógico: ¿cómo cierras una asamblea tan abierta? Parece un proceso que se agota en sí mismo.

Espero que te sirva.

hugo dijo...

muy claro, gracias.

desde lejos, asique tomalo con pinzas, creo que si el pp hubiera gobernado españa, no lo hubiera hecho en lo económico muy distinto que el psoe, salvo claro que los que estarían en retirada hoy serían ellos...

Marta Salazar dijo...

no, no hubiese hecho algo distinto...

Carlos dijo...

Me uno al debate quizás un poco tarde, y tampoco pretendo aportar muchos argumentos: lo que pienso del tema ya lo he escrito en mi blog y, gracias a la invitación de Marta, en cuanto tenga un poco de tiempo escribiré un resumen aquí. Por tanto, mis saludos a todos, deciros que estoy de acuerdo en algunas cosas de las que decís y en otras no, y pediros disculpas por no decir, de momento, cuáles; me las reservo para mi próxima publicación. Saludos y felicidades por el artículo y por los comentarios.

Jorge S. King dijo...

Hola, primero que nada, que bueno que está el post, tanto en el contenido como en los comentarios. Ojalá se continúe aportando información y opinión respecto del tema.

En cuanto al tema #spanishrevolution, que vengo siguiendo con interés desde casi sus inicios, como muchos de Uds., me parece ésta "revolución" tiene orígenes "poligénicos", hay varias causas, seguramente con el tiempo se irá viendo más claro como se ha gestado.

Probablemente sea cierto que "el movimiento del 15 de mayo ha caído en terreno abonado", tampoco hay que descartar la influencia de las revoluciones árabes.

Pero me inclino a pensar que la respuesta de la gente, apoyando ésta "revolución" tienen que ver con la imperiosa necesidad de cambios que mejoren su calidad de vida, creo que si hay hartazgo e indignación, en especial con una clase política identificada como uno de los principales problemas de la ciudadanía.

Arturo dijo...

Pues yo sí que creo que hubiera hecho algo distinto.

Por ejemplo: España necesita una reforma del gobierno laboral. El gobierno lo reconoce, pero en lugar de hacer una propuesta deja que sindicatos y empresarios pacten una ley con el compromiso de aprobarla tal cual. Llevan años negociando y no avanzan nada, pero el gobierno no interviene.

Esa renuncia a legislar (a partir de las propias ideas, análisis, etc.) NUNCA se había hecho en España. Los expertos ya señalan que una parte del crecimento del paro se debe a la inadecuación de la legislación laboral...

Y muchos más ejemplos.

Eso sí, para los acamapados indignados son todos igual. Los últimos debates van por el lado de:
-nacionalización de la banca
-limitación a los beneficios de las empresas
-limitación al sueldo de los ejecutivos (algunos llegan a decir a niveles de 1000 euros/mes, no hablamos de las propuestas-instrucciones de la UE).
-limitación de los poderes del FMI y del BCE (aunque no dicen quién debería asumir ese poder que dejan).
-etc
-etc

Sin duda, desde esa perspectiva sí que PSOE y PP son lo mismo. Probablemente, todos los partidos son lo mismo.


P.D. Una de las cosas más divertidas que he visto son las pancartas pidiendo el decrecimiento económico.

P.D. 2: Comparar las 'revueltas' de algunos países árabes, donde los manifestantes arriesgaban su vida (y en Libia, Siria, Yemen la siguen perdiendo) para pedir libertad y no tener miedo a ser arrestado, detenido y torturado con las españolas, ... me parece demasiado despectivo a los que salieron a las calles en Trípoli, El Cairo o Tunez

cambiaelmundo dijo...

Muy interesante el comentario de Arturo, que suscribo. Sin embargo, no sé si el PP hubiera hecho o no algo distinto de haber gobernado, solo tengo la referencia de cómo dejaron la economía pública los gobiernos de Aznar.

Solo se puede juzgar lo que ha pasado, no lo que hubiera podido pasar. Y lo que ha pasado es que el gobierno de Zapatero no hizo caso a su ministro de Economía, que acabó marchándose por la puerta de atrás; que negó que hubiera crisis cuando la veían hasta los ciegos; que dijo que nuestro sistema financiero era sólido cuando tenía una exposición brutal al ladrillo; que regaló el oro y el moro (es una frase hecha, Marta) a cambio de votos (bombillas, dinero para que los que no estudian no "abandonen" la escuela, etc.); que permitió que comunidades autónomas y ayuntamientos se endeudaran hasta la punta del pelo; etc.
Podría haberse hecho mejor; no peor.

Marta Salazar dijo...

gracias x explicármelo Alberto, no me cabe la menor duda de que tú hablas con respeto de y con los musulmanes.

Gracias a Arturo por su comentario, son comentarios de este tipo los que hacen falta que lleguen desde Espana ;) Gracias

hugo dijo...

arturo lo que vos señalás sobre la desregulación laboral es solo un aspecto -cuando se aplicó tal esquema en argentina en los 90, no solo no favoreció el empleo, sino que aumentó la precarización, los contratos "basura" y el empleo en negro-

y si de desregular se trata, no escuche a los populares pronunciarse por la apertura y desmonopolización de ciertos servicios en españa -basta recordar el el caso endesa-

yo a lo que me refería era a cuestiones más estructurales:

el problema español hoy es que ya no puede la economía subsistir basada una "cadena de la felicidad" donde un grupo de empresas cuasi monopólicas -propiedad en su mayoría de los bancos- pagaban salarios para que con los mismos se compraran propiedades a través de una hipoteca que los deudores les pagaban a esos mismos bancos, y el resto de las propiedades se ofrecían a jubilados que querían retirarse a españa para gozar del sol.

que yo sepa, la plataforma del partido popular nunca planteó una alternativa a esa "cadena de la felicidad"

por eso creo que es necesario un nuevo "pacto de la moncloa" económico donde se fije cual va a ser el nuevo derrotero de la economía española, el que va a dejar ganadores y perdedores, primero en la propia clase política, como sucedió con la que firmó el primero y que garantizó la transición.

en este momento, plantear una reforma laboral como sostienen los populares, o la privatización de la lotería, como lo hizo rodríguez zapatero, es actuar solo sobre la coyuntura actual, y no sobre la estructura económica futura de españa, que es lo que debería ser el eje del debate...